Javier Caro

Polar regresan con A light that wants to be (2021), una joven banda que facturan un rock lleno de atmósferas que te introducen en paisajes sonoros llenos de matices. Un álbum donde podrás encontrar canciones en castellano y en inglés, en un ejercicio de libertad musical impecable.

Hablamos con Alberto Martínez, guitarra y voz principal de Polar sobre las coordenadas musicales de la banda y sobre sus influencias. Un álbum conceptual lleno de simbología que refuerza la esencia del disco.

¿Qué tal fue el primer disco de Polar, Remenbering a dreamless night?

Fue un disco muy importante para nosotros. Lo grabamos de forma totalmente autónoma, autoproducido y era la primera vez que nos enfrentábamos a intentar plasmar las ideas que teníamos en un resultado final que tuviese algo de sentido. Aprendimos muchísimo e influyó mucho en el camino que tomamos después, además de quedarse como bonito recuerdo de casi 4 años de la vida del grupo.

polar
El grupo madrileño, Polar

¿Cómo habéis encarado este nuevo trabajo A light that wants to be con los cambios de componentes dentro de Polar?

Pues el proceso al principio fue algo complicado, Dani entró muy poco antes de que empezásemos a grabar y se tuvo que poner las pilas en tiempo récord. Encima tuvimos todo el tema de la cuarentena y la pandemia que condicionó el disco enormemente. Visto en retrospectiva, el hacer este viaje juntos nos ha unido mucho y ha hecho que todo el mundo se implicase en este disco de una forma muy personal e intensa.

He leído en alguna entrevista que A light that wants to be es un disco conceptual ya desde la portada, ¿contadnos un poco de qué trata el álbum?

Es un disco conceptual en el sentido de que todas las canciones están interconectadas, y aportan una parte de una historia más grande. No sigue estrictamente una línea narrativa, si no que es como si cada canción fuese un color de una pintura que no tendría el mismo sentido sin alguno de los componentes.

El concepto del disco es mejor que lo encuentre cada uno, en las letras, en la música, en lo que te transmite el artwork… al no ser algo cerrado creo que cada uno puede encontrar una parte de él dentro de nuestras canciones.

Sundrees me pareció un acierto de single, una canción muy emotiva, ¿Por qué elegís una canción tan diferente para vuestro segundo sencillo como Astronauts?

Me alegro de que te gustase Sundress. Al final con los singles nunca sabes que priorizar, al ser un disco relativamente corto intentaremos darle a cada canción la importancia de “single” pero Astronauts la elegimos por la increíble reacción que tenemos de la gente cada vez que la tocamos.

Cuando tocamos Astronauts es como si la gente se subiese encima del escenario con nosotros, y queríamos darle también importancia a ese hecho. Todas las canciones del disco son singles para nosotros.

Nuevo disco de Desvariados, Víctimas del sueño americano

 

¿Cuáles han sido vuestros referentes o las coordenadas sonoras para este trabajo?

5. Pues, en la escena española, hemos tenido como referentes a grupos como Catorce, Viva Belgrado y Boneflower. De grupos de fuera somos fanáticos de grupos como Thrice o Brand New. Concretamente en este disco buscamos un sonido de guitarras que te pudiese recordar al Youth de Citizen o al Devil and God de Brand New.

Además, en esa época, yo estaba obsesionado con el “Home like no place is there” de The Hotelier así que esas serían un poco las coordenadas para entender de donde procede el sonido de nuestro disco.

«Supongo que muchas veces las etiquetas son más un reflejo de la persona que escucha que la propia intención de la canción o el disco»

Alberto Martínez

A mí me sonáis a post rock distorsionado, pero he leído que mucha gente os tacha de rock alternativo, ¿con qué género os sentís más cómodos?

No tengo ni la más remota idea. El tema de las etiquetas es muy relativo, y creo que nunca he sido capaz de catalogar los grupos que más me gustan en una etiqueta u otra. La verdad es que nos gusta mezclar diferentes estilos y experimentar con muchos recursos diferentes, la etiqueta “post rock distorsionado” es tan buena como cualquier otra. Supongo que muchas veces las etiquetas son más un reflejo de la persona que escucha que la propia intención de la canción o el disco.

¿Por qué letras en castellano y en inglés?

Siempre he escrito en inglés, es un idioma con el que siente me he sentido mucho más cómodo y que ha definido el sonido del grupo desde hace mucho tiempo. Últimamente me voy abriendo más y he descubierto a muchos referentes de grupos que cantan en español y con letras increíbles (como los que hemos mencionado antes, Catorce, Viva Belgrado…), entonces cuando estaba escribiendo LUX, la canción me pedía un sonido de vocales muy abiertas y me estaba costando mucho imaginar una letra en inglés que le pegase.

Empezó como un experimento, escribir la primera letra en español, y acabó siendo una forma de descubrirme un poco más a mi mismo, mi forma de escribir, aprender a ser vulnerable de otra forma (ya que no tienes la “barrera” del idioma) y algo que repetiremos en futuras canciones sin ninguna duda. Si supiese más idiomas me encantaría escribir en ellos y descubrir a donde nos lleva.

«Las flores son una parte muy importante dentro de toda la simbología que rodea al disco y a las letras y no solo se quedan en la portada»

Alberto Martínez

Me ha gustado mucho la portada de A light that wants to be con las rosas, es como muy delicada, ¿qué nos podéis decir de ella?

La portada es parte muy importante de todo el concepto del disco. Es una foto inspirada en un cuadro de Van Gogh y la hicimos con nuestra amiga y artistaza Maria Jett. Las flores son una parte muy importante dentro de toda la simbología que rodea al disco y a las letras y no solo se quedan en la portada, todo el digipack (el disco físico en sí) está lleno de referencias para que la persona que se interese por el disco sienta que todo forma parte de una misma historia.

Es una mentalidad que hemos tenido siempre, queremos darle a la gente que se gasta su dinero en apoyar a nuestro grupo y comprar nuestra música algo de lo que se puedan sentir orgullosos y les aporte algo más en toda la experiencia de “A lighthouse that wants to be”

¿Cómo estáis viviendo Polar, como banda casi recién llegada, esta situación del covid en el sector de la música?

Es complicado, te encuentras puertas cerradas y poca gente dispuesta a colaborar en muchos sitios pero, a la vez, ha sido increíblemente gratificante la respuesta del público cada vez que hemos podido tocar. Se nota que todos dábamos por sentado lo increíble que era la experiencia de ver música en directo y, recuperarla después de tanto tiempo, es una sensación brutal.

Todo tiene sus pros y sus contras pero, en el momento en el que la gente más necesita cosas como la música, a nosotros no nos iba a parar una simple pandemia.

 

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.